Resultados de la encuesta CEP

Señor director:

Probablemente algunos sacan cuentas felices por el 66% de desaprobación a la gestión del gobierno de Michelle Bachelet o por el rechazo a sus reformas.

Pero eso es engañarse profundamente y no ver el grave trasfondo político que ha dejado en evidencia la última encuesta CEP. Nadie debería regocijarse en base a burdas raterías, menos nuestra clase política. La señal que detrás de la CEP es que el tedio generalizado está triunfando entre los ciudadanos. La política se ha vuelto peligrosamente aburrida y eso para una democracia puede ser fatal. Que las dos coaliciones políticas apenas superen el 10% de aprobación no sólo indica desconfianza y falta de representatividad sino que el primer síntoma de una probable languidez democrática difícil de revertir. Lagos tenía razón en su diagnóstico no así en su solución. Creo que nadie la tiene por ahora.Estamos varados en un letargo peligroso. Y la gente no es tonta, tiene olfato. Por algo un 61% cree que Chile está estancado y un 68% cree no sólo que la situación política es mala sino que la situación no cambiará. Nada raro si consideramos que por un lado, un 62% cree que los principales atributos que debería tener el próximo presidente deben ser la honestidad y la confiabilidad, y a la vez un 50% de los encuestados cree que casi todos los políticos están involucrados en actos de corrupción. En ese claro aburrimiento anquilosado, hablar de liderazgos parece un chiste cruel. Lo peor es que en escenarios así, aparecen los charlatanes y demagogos que prometen acabar con el hastío y lo hacen a costa de la democracia y la política.

 

.
Las opiniones expresadas en la presente columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan las de Fundación para el Progreso, ni las de su Directorio, Senior Fellows u otros miembros.

Las opiniones expresadas en esta publicación son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan las de Fundación para el Progreso, ni las de su Directorio, Senior Fellows u otros miembros.


Comparte esta publicación: