Entrevista a Axel Kaiser: La reforma educacional no va a solucionar el problema, lo va a empeorar
Publicado el 16.09.2015

Kaiser según Kaiser, el liberal duro que reniega de la derecha

Se marginó de la cumbre de los centros de estudios de la derecha, el último viernes de agosto: cuando supo que en el encuentro también participaban representantes de partidos políticos, él y la Fundación para el Progreso —de la cual es director ejecutivo— dijeron que no.

“Creemos que la política debe estar sometida a las ideas y no las ideas a la política. Mientras el debate se trate de las ideas, estamos presentes; cuando se torna en algo político, nos restamos por razones de independencia. Cuando los partidos se involucran, tienen la agenda electoral y del poder, no la agenda de cambiar la sociedad desde las ideas”, explica Axel Kaiser.

Doctor en filosofía y persistente crítico del gobierno, y también de la derecha, ha estado promoviendo su libro “La Tiranía de la Desigualdad”, postulado al que ataca sin piedad en sus columnas de opinión (ver recuadro) y que ha sido celebrado por acérrimos anti izquierdistas como Sergio Melnick. Acá explica algunas de sus controvertidas definiciones.

1- IDENTIDAD POLÍTICA. “Mi filosofía política es limitar el poder del Estado. No defiendo carpas políticas de ningún tipo. Si mañana un candidato dice ser del PS y propone bajar impuestos, abrir los mercados, más libertades personales y todo eso —como ha habido casos en Europa— me va a representar más que un candidato de ‘derecha’ que propone lo contrario. No apoyaría a alguien de derecha sólo porque lo sea; apoyaría al más liberal de todos”.

2- DROGAS. “Es una discusión de principios, no de lo que la ley permite. Para poder cambiar la ley no me parece que sea ilegítimo que una persona esté en el negocio de las drogas, si es un negocio regulado, supervisado y sin externalidades como la violencia. En principio, la persona que cultiva y vende marihuana no está dañando a nadie directamente. Si se hace daño o no, es una decisión suya, nadie la obliga. Tiene que ser con control, obviamente. Nadie está diciendo que se venda cocaína en paquetes de Chocapic para los niños”.

3- ABORTO. “Debiera ser absolutamente abierto, sin causal específica. Sin discriminar nada: es la libertad de la mujer. Si hay que poner límites, los límites son arbitrarios, lo sé: a los ocho meses. Sí soy contrario al aborto a los ocho meses, ahí estamos hablando de una persona humana”.

4- ADOPCIÓN DE NIÑOS POR PAREJAS HOMOSEXUALES. “No conozco evidencia, puede que la haya, de qué tanto afecta a los niños que hayan sido criados por parejas del mismo sexo; me parece que no hay una evidencia concluyente de un efecto negativo. No es que las parejas homosexuales tengan un derecho per se a adoptar; la prioridad es el niño, no los adultos”.

5- LA ÚLTIMA BUENA IDEA QUE LE OYÓ A LA DERECHA. “En el gobierno de Piñera hubo al menos la intención de hacer mucho más fácil el emprendimiento, menos burocrático, con trámites rápidos. Fue una buena idea y hay que profundizarla”.

6- LA PEOR IDEA QUE LE OYÓ A LA DERECHA. “La peor idea ha sido que la derecha asumió que el problema de Chile es la desigualdad, y que hay que aumentar el tamaño del Estado y subir impuestos. En el 80″ aniversario de La Segunda, el entonces Presidente Piñera dio un discurso sobre la desigualdad que endosó completamente el diagnóstico de la, en ese minuto, oposición. Eso tuvo efectos muy negativos, con un discurso que reduce dramáticamente los espacios para la libertad”.

7- NOMBRES DE LIDERAZGOS NUEVOS EN LA DERECHA QUE RESCATE. “Hay liderazgos jóvenes que conozco más, que pueden ir en una línea promisoria: Jaime Bellolio y Felipe Kast. Hay que ver cuánto se atreven a desafiar el status quo en sus propios grupos”.

8- NOMBRES DE LIDERAZGOS VIEJOS DE LA DERECHA QUE VALORE. “No, ninguno. No han sido capaces de consolidar un proyecto auténticamente alternativo, así que le toca a las nuevas generaciones. Ahora, nadie entrega el poder voluntariamente”.

9- PIÑERA Y SU AGENDA 2017. “Hoy están dadas las condiciones para que Piñera tenga una agenda más liberal. Con el resultado tan catastrófico que han tenido las reformas de Bachelet, hoy es políticamente más rentable hablar de libertad y responsabilidad individual. Espero que Piñera lo haga y que cumpla si sale electo. Pero eso no se va a resolver en la próxima elección”.

 

Por Sebastían Minay C.

Publicado en La Segunda (16.09.2015)

Las opiniones expresadas en esta publicación son de exclusiva responsabilidad del autor y no necesariamente representan las de Fundación para el Progreso, ni las de su Directorio, Senior Fellows u otros miembros.


Comparte esta publicación: